Pepe Sancho: el hombre que puso cara a la corrupción en España

Pepe Sancho rodó en Ciudad de la Luz y en distintas localizaciones de la provincia “Crematorio”, la serie de culto española, interpretando al constructor Rubén Bertomeu, involucrado en una trama urbanística, con sobornos incluidos a políticos, en la costa ficticia de Misent, que podría ser Dénia o Xàbia

Publicado en Información de Alicante, el lunes 4 de marzo del 2013

MIRA LA NOTICIA EN PDF: 20130304040

archivosalida_20130303_233122

Pepe Sancho fue el actor que puso cara a la corrupción, cuando en el 2010 rodó Crematorio, que denunciaba la corrupción urbanística que azotaba la costa ficticia de Misent (que por su descripción, en la serie, podría ser Dénia o Xàbia). Pepe Sancho encarnaba en la serie al constructor Rubén Bertomeu, un empresario sin escrúpulos, obsesionado con el poder y el dinero, capaz de sobornar a políticos, amigos o quien fuera, con tal de seguir viendo crecer sus negocios en el complejo Costa Azul pese a la destrucción brutal y despiadada del litoral.

Crematorio, basada en la novela del escritor valenciano Rafael Chirbes, se emitió en Canal Plus, y es hoy considerada como la serie de culto española. Fue, y es, la primera gran serie española, rodada en cine, casi en iguales términos a lo que vemos en productos de Estados Unidos, de HBO, y que contó con cerca de cinco millones de euros de presupuesto. Pepe Sancho recibió numerosos elogios de la crítica por aquel trabajo tan realista y difícilmente superable, dirigido y escrito en su adaptación por Jorge Sánchez-Cabezudo.

La polémica también envolvió a Crematorio cuando se conoció que el Instituto Valenciano de Cinematografía aportó 400.000 euros a la producción de la serie. Un “escándalo”, una “guasa”, lo calificaron algunos analistas, ya que por entonces el presidente de la Comunidad Valenciana, Francisco Camps, estaba inmerso en el controvertido caso Gürtel, de candente actualidad en el 2011.

Crematorio se rodó, durante ocho semanas, en los estudios de Ciudad de la Luz, así como en las localidades de Elche, Benidorm, Novelda, Altea, Calpe, El Campello y Santa Pola.

Dirigido por Antonio Hernández, también pudimos ver a Pepe Sancho con vestuario sacerdotal en Alicante con el telefilme Tarancón, el quinto mandamiento. Cinta producida por Televisión Española en colaboración nuevamente del Instituto Valenciano de Cinematografía, Pepe Sancho llevó a la pequeña pantalla la vida del cardenal Vicente Enrique y Tarancón (1907-1994), figura clave en la Transición democrática de España. Este trabajo audiovisual fue anunciado como una miniserie de dos capítulos, y se estrenó en La 1 el 29 de diciembre de 2011.

Pepe Sancho, que fue también muy querido por el director valenciano Luis García Berlanga, fundador de los estudios de cine alicantinos, participó en el documental-homenaje que se le tributó a éste, en febrero del 2011, y que llevó por título Por la gracia de Luis.

En el 2010, Pepe Sancho visitó nuevamente los platós de Ciudad de la Luz en Alicante para el rodaje de En fuera de juego, coproducción española y argentina. La comedia, con Fernando Tejero y Hugo Silva en el reparto, convirtió a Sancho en un veterano representante del mundo del fútbol.

Importante presencia en El Principal
Pepe Sancho amaba el teatro, o era más bien un hombre de teatro. Lo decía él, lo dicen quienes le conocieron, y lo atestiguan las numerosas obras que representó en el Teatro Principal de Alicante. En el 2008, con Enrique IV; en el 2009, con Calcetines Opus 124; y en el 2011, con Los intereses creados, de Jacinto Benavente. Tres obras, en poco tiempo, le trajeron a Alicante. La directora de El Principal, María Dolores Padilla, le definió como un “actor de raza, que nunca nos ha dejado indiferentes cuando subía al escenario”.

Author: JuanjoPaya

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *